Torreón Laguna, México… ¿cómo la ve?

Pedro Belmonte Rivas

La semana pasada prendió de nueva cuenta la mecha de la idea separatista entre muchos laguneros. Ante el anuncio de la creación de la Asociación Civil para la Creación del Estado de La Laguna,  miles de habitantes de esta región se manifestaron, sobre todo en las redes sociales, para apoyar este movimiento que se ha convertido en cíclico, esto es, se da cuando el ciudadano siente que la crisis le aprieta  en lo económico, político y/o social.

Este intento de movimiento separatista, al parecer en su tercera edición, como nunca antes, encontró más y mejor (¿dónde he leído eso?) respuesta, precisamente porque en las veces anteriores, aún no contábamos con el internet, -con el Facebook y el twitter- y mire usted qué bueno que hay estas llamadas redes sociales porque hicieron el milagro de que muchos jóvenes de 18 a 20 años en adelante, se involucraran en el proyecto que encabeza, entre otros, el buen amigo Edmundo Gallardo, amén de organizaciones empresariales y ciudadanos en lo particular.

Si usted analiza esta inquietud, se podrá dar cuenta de que a los habitantes de esta región les asiste la razón, en cuanto a su interés de separarse de Coahuila y Durango para integrar una nueva entidad federativa, debido al olvido, sobre todo en los aspectos económico, social e industrial en que ambos gobiernos estatales mantienen a Torreón y Gómez Palacio, las ciudades más grandes e importantes de ambos estados, lo que ha provocado que, desde hace muchos años, infinidad de habitante de esta región se identifiquen como laguneros, no como coahuilenses o duranguenses.

Pero, ¿qué va a pasar? Esa es buena pregunta que, sin embargo, los laguneros interesados en este movimiento, no han querido contestar o bien la miran de soslayo porque política como económicamente no es posible que se dé este movimiento, si concluimos que ambas ciudades, Torreón y Gómez Palacio, son el principal sustento, en muchos aspectos, de ambas entidades geográficas y los diputados locales, llámense del PRI, PAN o del partido que usted guste, de llegar la propuesta a ambos congresos locales, seguramente la desecharán como ya ha sucedido en las veces anteriores.

La gente (miles) que está participando a través de las redes sociales, le repito, como nunca antes, apoyando este proyecto, confía en que su movimiento llegará más lejos, lo que, quiérase que no, debe preocupar a los políticos que gobiernan ambos estados y algo deberán hacer para bajarle el gas a la propuesta porque, podría llegar a algo mucho más serio, con decirle que los  twitteros creen que pudiera darse un movimiento similar al de Egipto, país donde el pueblo, a través de las redes sociales, logró remover a sus mandatarios.

Aquí vemos difícil que ocurra lo mismo que en Egipto, según nuestro particular punto de vista pero, repito, algo bueno debe resultar de este movimiento ciudadano, aunque, dicen algunos pesimistas opinadores, que en el remoto caso de que se lograra la separación de Coahuila y Durango, serían los mismos políticos los que nos gobernarían, porque ¿usted cree que en automático desaparecerían los actuales partidos políticos?, por supuesto que no. Seguiríamos bajo el mando de políticos ineptos y tramposos como los Olmos o Rebollo, por decir algo y, pues ese panorama no es muy halagüeño que digamos… Ah, pero también hay optimistas que ya le pusieron nombre al niño y se preguntan, ¿cómo se vería Ciudad Lerdo Laguna, México, o Gómez Palacio Laguna, México, o Torreón Laguna, México? No se ve mal…

Que la vida le sea leve. Nos leemos en la próxima, S.D.Q.

Sugerencias y comentarios a pbelmonte@lalaguna.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


+ 9 = diecisiete

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>